» »

Empresa de limpieza – Limpieza Parkings – Limpieza Comunidades -Limpieza establecimientos – Limpieza hogares

Sabadell – Terrassa- Sant Cugat – Granollers – Mollet

555

Los espacios públicos deben guardar un alto nivel de exigencia cuanto a limpieza. Es de vital importancia mantener la elegancia del lugar para atender a nuestros clientes como merecen. No es del agrado de nadie acudir a un centro público, como en este caso hablamos, un banco, y encontrarnos que vamos a entrar en un despacho sucio, sentarnos en una silla manchada, u observar que los cristales de la entidad bancaria son de una tonalidad más oscura de lo que deberían, porque están llenos de polvo y otras suciedades, internas y externas, como pueden ser los gases tóxicos emitidos por los vehículos y automóviles de la calle.

Las partículas de polvo se encuentran en el aire por doquier. No hay espacio que se libre de ellas, ni superficie que las repela para mantenerse limpia por más tiempo. Es por esto que, además de tener que estar pendientes en todo momento de la adecuación de los elementos que conforman nuestra oficina, tenemos que hacerlo de modo constante y no ceder en el empeño de ofrecer a nuestro público la imagen que queremos que tomen de nuestro banco.

Entonces, como podemos ver, las oficinas, como cualquier espacio de convivencia de múltiples personas, que se concentran en ellas, además de trabajar, exigen un nivel de limpieza e higiene máximo.

Nuestro objetivo, como empresa de limpieza y con multiplicidad de servicios a ofrecer, es lograr brindaros un entorno más limpio y un ambiente de trabajo mucho más sano. Un escenario en el que os sintáis cómodos, tanto vosotros, como las personas que interactúan con vosotros en el día a día.

Contamos con una amplia trayectoria en el mundo de la limpieza. Tras casi 40 años consolidándonos y posicionándonos como una de las empresas líderes en limpieza, somos mejores en el trato y servicio con entidades financieras.

Siguiendo nuestro propio patrón de procedimientos a desarrollar para la limpieza de tu banco, adecuamos el plan de trabajo a las necesidades de cada oficina que podáis sugerirnos. Nuestro personal completamente cualificado y preparado, os garantiza el cumplimiento de todos y cada uno de los objetivos propuestos, para finalizar siempre los trabajos del modo más exitoso posible. Todos los servicios están siempre supervisados por los valores que constituyen nuestra empresa: la más estricta exigencia y la perfección del servicio en todo lo que hacemos.

666
777

Los métodos que aplicamos en la higienización de los bancos, entidades financieras y cajas de ahorro, entre muchos otros perfiles de lugares públicos, son los adecuados y exigidos en el mercado actual, para cumplir estrictamente con las necesidades de los que los mismos requieren.

Para ello utilizamos productos respetuosos y homologados, apropiados para garantizar un servicio de limpieza siempre digno en entidades bancarias, de máxima calidad.

Si creéis que vuestra oficina no luce como debería y que ya es hora de responder con la imagen que realmente representáis, no dudéis en poneros en contacto con nuestros servicios para que os ayudemos en esa ardua tarea que es la limpieza, y logréis garantizar, así, la satisfacción integra de todos los trabajadores, pero más importante aún, de vuestros clientes.

La salubridad es un principio básico en nuestra sociedad. Para garantizarla, el personal integrado en La Neteja S.L., utilizamos las mejores técnicas y los últimos y más novedosos productos para eliminar cualquier resto residual, que rompa con la línea a seguir en el camino hacia la limpieza que merecéis vosotros como trabajadores de la caja de ahorro, como vuestros clientes.

Con un presupuesto adecuado para vuestras necesidades, si creéis que vuestra oficina no reluce como debería, y que ya es hora de manifestar la imagen que realmente simbolizáis, no dudéis en poneros en contacto con nuestro servicio en limpieza en cajas de ahorro, para que os ayudemos a representar la imagen que verdaderamente merecéis. Lograréis así, garantizar la satisfacción de vuestros trabajadores, pero más transcendental aún, la de vuestros clientes.